Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

modelo educativo a distancia

Educación remota: la nueva modalidad de estudios desde la etapa escolar

En el caso de países del hemisferio norte del continente, como es el caso de México, la vuelta a la escuela en este ciclo 2020-2021 tendrá un componente atípico; en la mayoría de los países será a distancia, y en otros se tendrá un esquema híbrido entre presencial y en casa. 

Si bien es cierto que algunas instituciones, en su mayoría privadas, ya contaban con la infraestructura y la experiencia necesaria para implementar este tipo de actividad, el reto en Latinoamérica es de grandes proporciones por diversas razones: 

desde la falta de dispositivos para atender las clases desde casa (laptop, Tablet), pasando por los reducidos espacios que tenemos en nuestros hogares para desarrollar esta actividad, la falta de experiencia de las instituciones públicas de educación, el insuficiente desarrollo de una cobertura de banda ancha en la mayoría de los países, y un extenso etcétera.

 

También te puede interesar:

COVID-19, el mejor promotor del Home Office

 

Cualquier inicio de un proyecto suele ser accidentado, con áreas de oportunidad. La clave radica en la apertura que tengamos a las nuevas experiencias y en la flexibilidad para introducir cambios a la estrategia de inicio.

El nuevo modelo de educación en los colegios

Si aprendemos a llevar este modelo de educación a distancia se puede convertir en un punto de inflexión para la realidad de millones de alumnos, padres de familia, gobiernos y sociedad en su conjunto.

El parteaguas sería desde el desarrollo de alianzas por parte de los gobiernos y las empresas de tecnología para brindar lo necesario para el éxito de estas estrategias, hasta reducción de movilidad en las ciudades, pasando por los planes educativos, que tendrán que incluir un robusto e inteligente contenido de materias de educación tecnológica, pasando por el desarrollo de las llamadas “habilidades blandas” que consisten, a grandes rasgos, en el manejo de nuestras emociones.

Todo esto debe estar cimentado en estructuras tecnológicas de vanguardia, desde conectividad, seguridad, centros de almacenamiento de contenidos, hasta herramientas de colaboración adaptadas para cubrir las necesidades de transmisión y evaluación de planes de estudio.

Si aprovechamos esta área de oportunidad, podemos ser parte de un cambio radical en los modelos de educación tal cual lo conocíamos hasta hace pocos meses atrás.

Home office

David Monarque

Director Comercial de Canales en Convergia México